Síntomas de la diabetes tipo 2

Sin duda, una de las enfermedades silenciosas que está incrementándose cada vez más en la sociedad moderna es la diabetes tipo 2.

Posiblemente puedes estar padeciendo esta enfermedad sin saberlo y esto es mucho más peligroso de lo que crees. Por ello, vale la pena conocer los síntomas de la enfermedad y estar atento por si algo de aquí te resulta familiar.

No se trata de infundir pánico, se trata de prevenir y en todo caso atender la enfermedad en sus inicios para evitar las complicaciones que de ella se derivan.

Entre los síntomas que se pueden presentar se encuentra la fatiga, aumento de la sed, irritabilidad y hambre que son signos de diabetes tipo 2 y se pueden confundir con otras afecciones.

Debido a que la diabetes tipo 2 se desarrolla lentamente y los síntomas generalmente aparecen gradualmente, pueden pasar desapercibidos por un tiempo prolongado o atribuirse a otra cosa.

Por ejemplo, el aumento de la sed puede atribuirse a un verano caluroso o la fatiga puede interpretarse como un signo de envejecimiento o estrés.

Esto es desafortunado, porque incluso el alto nivel de azúcar en la sangre a corto plazo (hiperglucemia) disminuye la calidad de vida.

Y si el nivel alto de azúcar en la sangre persiste por un tiempo prolongado, con el tiempo puede causar complicaciones como la retinopatía diabética o la enfermedad renal (nefropatía diabética) que no se puede revertir por completo con un mejor control del azúcar en la sangre.

La diabetes tipo 2 puede causar una amplia gama de signos y síntomas, que incluyen:

  • Fatiga
  • Boca seca
  • Sed
  • Orinar excesivamente
  • Hambre
  • Pérdida de peso
  • Visión borrosa
  • Pensamiento nublado
  • Irritabilidad
  • Heridas que no curarán

Las infecciones asociadas con la diabetes tipo 2 no diagnosticada incluyen infecciones de las encías, infecciones del tracto urinario (especialmente en las mujeres), cicatrización lenta de las heridas con infecciones posteriores e infecciones de los pies.

Por ello es importante estar atento ante cualquier síntoma, visitar al médico para hacerse pruebas de sospechar algo o de visitar a un pediatra o un médico para pie diabético quien es un especialista que te ayudará a identificar cualquier problema con tus piernas y tus pies.

Un par de detalles más por género, que si bien los síntomas de la diabetes tipo 2 generalmente son los mismos para hombres y mujeres existen un par de diferencias sustanciales a tener presente.

En el caso de los hombres, los problemas urológicos como la disfunción eréctil, la incapacidad para lograr o mantener una erección, la eyaculación retrógrada o la liberación de semen en la vejiga durante la eyaculación se han asociado con todas las formas de diabetes, incluido el tipo 2.

En el caso de las mujeres llegan a tener un mayor riesgo de infecciones vaginales por hongos.

Así que nada se pierde con una revisión médica de forma periódica y llevar una vida lo más sana y tranquila posible para así evitar complicaciones con cualquier enfermedad que aqueje nuestro cuerpo, como podría ser la diabetes. Más vale prevenir que lamentar en un futuro no muy lejano.

 

Te invitamos a visistar nuestra página web: http://degasa.com.mx/